TEL:93 664 29 59

CASTELLDEFELS Av. Constitució, 105 (08860)

INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más
INFANTIL
Revisar la vista a los niños a tiempo puede detectar deficiencias en el sistema visual que de no corregirlas pueden derivar en un problema mayor. El sistema visual del niño al estar todavía en desarrollo tiene mayor capacidad de revertir procesos visuales inadecuados con una correcta prescripción o tratamiento. Por ejemplo, en el caso de un niño con un ojo con una excelente agudeza visual y el otro con una muy dificiente agudeza visual el proceso natural si no se corrige este último es que en muy poco tiempo pierda mucha visión, que puede llegar a ser irreversible sino se trata a tiempo. Este caso es difícil de detectar por su entorno, ya que el niño no muestra ningún síntoma de no ver bien (ya que realmente ve bien con un ojo). La salud ocular de los niños está en manos de los adultos que les rodea, así que es importante que los padres o adultos a su cargo (maestros, abuelos…) presten especial atención en su forma de actuar o desenvolverse en ciertas situaciones, ya que los niños piensan que ven las cosas como los demás y no son capaces de decidir por sí solos que están viendo mal.
Leer más